CIENCIA DE LOS MATERIALES
MEMBRANAS DE CERAMICA
Los automóviles que se moverán gracias al uso de células de combustible están mucho más cerca de hacerse realidad gracias a las membranas de cerámica que han diseñado los ingenieros del Argonne Laboratory, las cuales permitirán extraer hidrógeno de forma eficiente y barata a partir de combustibles fósiles convencionales.
Por: AMAZINGS.COM
Fecha publicación:01/01/2004
Las células o pilas de combustible generan electricidad mediante el proceso contrario a la electrólisis. Uniendo hidrógeno y oxígeno obtienen agua como subproducto, así como energía eléctrica, que puede usarse para mover un motor como los que impulsarán a los coches del mañana, mucho más ecológicos.
El principal problema al que se enfrentan los ingenieros es la obtención económica del hidrógeno que consumirán las células de combustible (el oxígeno puede tomarse de la atmósfera). Instalar una red de distribución de este gas tan volátil puede ser demasiado caro, dificultando la competición con los motores convencionales.
Balu Balachandran y sus colegas de la Energy Technology Division, en el laboratorio Argonne, ofrecen una solución a este problema: una membrana cerámica permitirá extraer el hidrógeno directamente de los actuales combustibles fósiles, evitando crear una red nueva de instalaciones que produzcan este gas.
El método ya ha sido probado en el laboratorio, aunque con membranas de pocos milímetros de diámetro. Los científicos, sin embargo, aseguran que no habrá ninguna dificultad en construir otras mucho más grandes que posibiliten su instalación en refinerías y gasolineras, para una producción de hidrógeno a gran escala.
Los sistemas de membranas industriales se emplean para filtrar aguas residuales o para separar gases. La mayoría funcionan como un tamiz, dotadas de pequeños agujeros que dejan pasar sólo moléculas más pequeñas que su diámetro. Dichas membranas no son aún suficientemente selectivas como para aislar hidrógeno puro, de modo que en Argonne han dedicado sus esfuerzos a construir una membrana cerámica que lo consiga.
Las membranas cerámicas carecen de poros y están hechas de materiales conductores densos que sólo permiten el paso de electrones y ciertos iones (átomos cargados). Ninguna molécula puede atravesarlas. La membrana de Argonne está hecha de un material que sólo transporta hidrógeno y electrones, de modo que puede separar hidrógeno puro para su uso como combustible limpio o fertilizante.
El sistema tolera temperaturas de hasta 900 grados Celsius, lo que permite aumentar la cantidad de hidrógeno que se puede hacer pasar a través de la membrana. La materia prima de la que se extraerá el hidrógeno será seguramente la misma que se emplea para fabricar gasóleo líquido y otros combustibles para transporte, así como sustancias para las industrias petroquímicas, para elaborar goma, plásticos y fertilizantes. Se trata de una mezcla de hidrógeno y monóxido de carbono, que se obtiene de hacer reaccionar gas natural (metano) con oxígeno.
http://www.argenpress.info/nota.asp?num=007401
redaccion@argenpress.info
info@argenpress.info

COPYRIGHT ARGENPRESS.INFO © 2004